Cómo aprovechar la formación en línea para redefinir el sector turístico

6 julio, 2020
formacion-online-sector-turistico

La pandemia de la Covid-19 ha afectado de pleno al turismo, íntimamente vinculado a la movilidad y la relación interpersonal. Ahora que el sector turístico se reactiva, se plantea su redefinición con bases sostenibles.

En este contexto, la formación y la transferencia de conocimiento van a ser claves, ya que procesos básicos como la dinamización, comercialización, comunicación, promoción o planificación del turismo adquieren una gran relevancia.

Por ello, el último webinar de la iniciativa Docencia no presencial de emergencia, promovida en las últimas semanas por la Universitat Oberta de Catalunya UOC), se centró el pasado 10 de junio en cómo enfocar la formación en línea en el sector turístico.

Bajo el título Formación y transferencia de conocimiento en turismo en entornos no presenciales, los expertos que protagonizaron el webinar fueron Joan Miquel Gomis, profesor de los Estudios de Economía y Empresa de la UOC, y Sònia Figueras, Programme Manager de la Academia de la Organización Mundial del Turismo (OMT) de la ONU.

Uno de cada diez trabajadores está relacionado con el sector turístico

Sònia Figueras empezó su intervención destacando la “intensidad laboral” del sector turístico: si las empresas tienen, de promedio, entre 6 y 7 trabajadores, las compañías turísticas tienen entre 8 y 10.

Además, subrayó, 1 de cada 10 trabajadores en el mundo está relacionado con el sector. La experta remarcó el efecto multiplicador que tienen estas cifras. Es decir, su afectación indirecta a otros sectores económicos, como la agricultura o la artesanía, pero también socialmente. Para ilustrarlo, dijo, cuantos más trabajadores en un destino, más necesidad de docentes en sus centros educativos.

Figueras destacó como oportunidad formativa la variabilidad del sector, con altos y bajos, que se pueden aprovechar para capacitar en temporadas bajas a los profesionales y mejorar la competitividad.

Reflexión y planificación para una buena formación en línea

La docencia no presencial ha sido, durante unas semanas, la única opción formativa. A la hora de seguir aprovechándola en el ámbito turístico, Joan Miquel Gomis explicó cuáles son los factores a tener en cuenta:

  • Reflexionar sobre las necesidades de cada organización, empresa o centro educativo. Así, tener claro a quién va dirigida la acción formativa, qué objetivos persigue y qué recursos precisa.
  • En este sentido, Gomis recomendó valorar si es mejor una formación 100% online o bien una formación blended, que combina la docencia no presencial con la presencial.
  • Además, recordó, la docencia en línea puede ser síncrona o asíncrona. En este segundo caso, que es la opción dominante en la oferta oficial de la UOC, no es necesario conectarse en directo un día y a una hora, sino que los estudiantes se autogestionan a partir de una planificación docente muy bien establecida.
  • Eso sí, la formación no presencial exige cambios organizativos y una muy buena interacción entre alumnos y profesores, advirtió. Asimismo, la evaluación debe de ser continua mediante actividades que potencien la reflexión crítica, más que la memorización.
  • En cualquier caso, Gomis quiso remarcar que la tecnología, obviamente relevante en la formación no presencial, es el medio y no el fin. Y destacó que la capacidad creativa y la estrategia son factores fundamentales de la docencia en línea. Para ilustrarlo, puso como ejemplo la técnica del revenue management, que puede aplicarse mediante softwares específicos, pero también con el programa Excel. Lo importante será que el alumno esté capacitado para ambas opciones, recordó.

Los recursos de la Organización Mundial del Turismo

La Academia de la OMT trabaja en la transferencia de conocimiento y en el reconocimiento de la calidad y el apoyo de la mejora. Como respuesta a la situación generada por la Covid-19, recientemente ha puesto en marcha una plataforma en línea con gran cantidad de cursos, webinars y recursos en abierto, propios y de colaboradores.

Así lo detalló Sònia Figueras, tras recordar los ámbitos de actuación de la organización que representa, que son:

  • Cursos, talleres o seminarios prácticos a medida, a petición de las administraciones nacionales de turismo. Hasta el momento se ofrecían de forma presencial o mixta, pero actualmente se trabaja en formación 100% online.
  • Colaboración en la docencia, mediante un partenariado educativo, con centros que disponen de la certificación TedQual, otorgada por la propia OMT para reconocer la calidad en la transmisión de conocimientos. Una de estas colaboraciones es con la UOC, en el caso del Máster de Estrategia y Gestión Sostenible de los Destinos Turísticos.
  • Y, precisamente, garantizar la calidad mediante dos tipos de certificaciones: TedQual, que ya cuenta con cerca de noventa centros en todo el mundo, y otra certificación, mucho más reciente, dirigida a Organizaciones de gestión de destinos turísticos. Actualmente la han conseguido una organización uruguaya y otra argentina.

Toda esta información se puede consultar, de forma más detallada, en el webinar impartido por los dos expertos.

Autor / Autora
Redactora de contenidos
Comentarios
Deja un comentario