La realidad aumentada como herramienta para la mejora de la competitividad en turismo

TURISME – Artículo publicado en el espacio Tribuna del número de 26 de Octubre de 2016 de la revista Nexotur


Con la introducción de las nuevas tecnologías la experiencia turística está sufriendo importantes transformaciones. Dar vida e interpretar formas de patrimonio que ya no existen, presenciar luchas de gladiadores o excavar con tu propio móvil enfocando los lugares exactos donde se han encontrado las piezas que están expuestas en el museo de la ciudad, ver en la mesa la presentación de un plato antes de que sea cocinado en un restaurante, asistir a un concierto de un resucitado Michael Jackson a través de su holograma, reconstruir digitalmente mediante scanners 3D elementos de patrimonio que están en riesgo de desaparición, contemplar como sería la iglesia románica de Sant Climent de Taüll con sus pinturas originales, crear catálogos turísticos en 3D, hacer una visita virtual por la Sagrada Família de Gaudí sin necesidad de entrar en el recinto o quizás lo más increíble de todo: conseguir que los escolares adolescentes que visitan un museo de historia natural estén atentos y aprendan de los animales disecados que milagrosamente recobran vida cuando son enfocados por un dispositivo móvil. Hace tan solo un par de décadas se hubiera tildado de futurista a quien vaticinara que sería posible enriquecer la experiencia turística en las formas que acabamos de describir. Sin embargo esto es actualmente una realidad. Lo que hace posible a todas ellas es la llamada realidad aumentada (RA).

Se entiende por RA un entorno que incluye, al mismo tiempo, elementos de realidad virtual y del mundo real, los cuales pueden interactuar entre sí. La interacción entre los objetos virtuales y el mundo real puede dar vida a conceptos abstractos y permitir una mejora de la comprensión de los fenómenos observados. Es decir, un sistema de RA mejora o enriquece el entorno que está siendo observado con información virtual que parece que coexista con el mundo real. Cuando la RA se combina con dispositivos móviles permite su uso en el exterior simplemente apuntando el aparato hacia un objeto físico y sus alrededores. Entonces es posible obtener información adicional sobre este objeto (video, audio, imágenes, texto, símbolos, marcadores, etc.) superpuestos en el elemento del mundo real que se tiene en pantalla mediante anotaciones de información virtual. En general la RA para dispositivos móviles emplea dos sistemas: la geolocalización de contenidos y el reconocimiento de objetos. En el primer caso se usa un GPS para geolocalizar un espacio y asociar puntos de interés de RA en el momento en que se pasa por allí o cuando se enfoca el objeto físico. En el caso del reconocimiento de objetos el dispositivo de RA identifica, mediante un marcador (por ejemplo un código QR), un elemento y lo modifica según los contenidos de RA asociados a él. Hay múltiples gadgets para la visualización de la RA, pero los más utilizados son las gafas y cascos, los dispositivos móviles y, recientemente, los elementos portátiles (wereables en inglés).

¿Por qué la realidad aumentada está teniendo tanto éxito? Desde el Realidad aumentada y competitividad en actividad turísticapunto de vista de los turistas básicamente estamos ante una tecnología que, mediante de un smartphone o una tableta, puede ser accesible a casi todo tipo de usuarios y porque aumenta de forma exponencial las posibilidades de interactuar y obtener información del entorno. Desde el punto de vista de los negocios turísticos porque la RA por lo general implica un efecto sorpresa que genera una difusión boca-oreja y porque permite innovar y posicionarse ante los competidores. Desde el punto de vista de los destinos, además de todos los factores antes mencionados, hay que tener en cuenta el hecho que la RA permite aumentar la visita turística real y crear sinergias con los visitantes. A medida que los destinos se conviertan en inteligentes e introduzcan el big data en su gestión la experiencia de visitar ciudades se nutrirá de información creada por los destinos (servicios de atención al cliente, redes comerciales y de entidades culturales, servicios de información, etc.) pero también por los propios usuarios. Además será posible conocer mucho mejor y en tiempo real las preferencias y gustos de los visitantes acerca de los servicios, productos y lugares turísticos visitados.

Los factores de éxito de la RA son fácilmente reconocibles. La pregunta clave es ¿Cómo convertir estos factores en una oportunidad para mejorar la gestión de destinos turísticos y mejorar su competitividad? Existen 4 elementos clave a tener en cuenta al respecto y que hacen recomendable incluir la RA en las estrategias tecnológicas de los destinos:

1) Ofrecen oportunidades para comercializar la oferta en base a nuevas narrativas y argumentos, así como para aprovechar los elementos patrimoniales invisibles y convertirlos en productos turísticos que atraen nuevos visitantes y generan repeticiones de visitas. Las nuevas posibilidades de presentación y de interpretación mediante RA (como en la casa Batlló de Barcelona) y la mejora de la interpretación a través de medidas de edutainment justifican buena parte del interés de la RA, especialmente en entornos de turismo urbano y de patrimonio.

2) Es una herramienta que favorece la personalización de las experiencias de visita y la singularización del producto visitado, con lo que permite llegar a nuevos segmentos de mercado.

3) Contribuye a la creación de nuevas formas de promoción turística de los destinos y los negocios turísticos que favorece su posicionamiento en los mercados. Las visitas virtuales, los catálogos 3D, los vídeos 360º o sel videomapping on algunas posibilidades que la RA ofrece en esta linea.

4) Permite establecer herramientas para la mejora de la accesibilidad para turistas con discapacidad (por ejemplo integrar en unas google glass textos para personas con problemas auditivos y narraciones para personas con problemas de visión).

No obstante, hay que tener también en cuenta los límites a los que se enfrentan los destinos y negocios turísticos que deseen introducir la RA en su estrategia de producto. Destacamos también cuatro debilidades que sería recomendable tener en cuenta antes de realizar una inversión en realidad aumentada:

1) El propio entorno tecnológico. La velocidad de los cambios tecnológicos por si mismos hace que sea difícil afirmar que una tecnología vaya a perdurar para siempre. Desde nuestro punto de vista la RA está poco desarrollada en turismo y, por tanto, tiene un potencial de crecimiento importante, pero no sería la primera vez que una herramienta quedara obsoleta por la aparición de un substituto tecnológico.

2) Existe un riesgo también de banalización por repetición y saturación de experiencias a medida que se extienda como herramienta. El uso de especialistas multidisciplinar y la creatividad deben acompañar las experiencias de RA para evitar este fenómeno tan característico de difusión de la innovación en turismo.

3) Los problemas de usabilidad y la sobreinformación pueden agotar a los usuarios.

4) Es preciso acotar bien la contribución de la RA al desarrollo turístico local. Por un lado las experiencias llevadas a cabo sobre RA son todavía escasas y no se conoce la evaluación en términos de retorno de la inversión. Por otro lado el ritmo de innovación tecnológica no va de la mano con el ritmo de la planificación y diseño de estrategias turísticas para los destinos, por lo que pueden producirse incómodos encabalgamientos.

Vistos los pros y contras la principal recomendación es dar una oportunidad a que la RA incremente su espacio en los destinos turísticos a través de experiencias piloto que, tras un adecuado análisis de resultados, se conviertan en buenas prácticas demostrativas capaces de contribuir al proceso de transformación de los destinos turísticos hacia destinos turísticos inteligentes.


Francesc Gonzàlez Reverté - Universitat Oberta de Catalunya (UOC)FRANCESC GONZÁLEZ REVERTÉ

Geógrafo y profesor del Grado de Turismo y el Máster de Turismo Sostenible y TIC de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC). Es también coordinador del Grup de Recerca Laboratori del Nou Turisme de la UOC donde desarrolla distintas líneas de investigación sobre eventos turísticos, nuevas tecnologías aplicadas al sector turístico y sobre turismo responsable. Es autor de artículos y libros sobre turismo en revistas especializadas, entre ellas: Ciudades Efímeras. Transformando el turismo urbano a través de la producción de eventos.


About Economía y Empresa

Estudis d'Economia i Empresa de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC) Estudios de Economía y Empresa de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC)
Bookmark the permalink.

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *