El nuevo modelo de prácticas curriculares en los masters universitarios: una visión win-win

LOURDES ESTEBAN PAREDES

Empresa – 18 de septiembre de 2019



A finales del curso 2017-2018, la dirección de los estudios de Economía y Empresa de la Universitat Oberta de Catalunya UOC impulsó de forma muy decidida el diseño y la progresiva implantación de un nuevo modelo de prácticas curriculares que garantizara la máxima calidad y supusiera un factor crítico en la promoción de la empleabilidad de los estudiantes. A estos efectos, entenderemos el término calidad como la adecuación de la posición de prácticas (entorno, contenidos, supervisión…) a los intereses y requerimientos académicos, vocacionales y competenciales del estudiante pero también de la organización que lo acoge.  Por tanto, valores como la eficacia, la atractividad, la flexibilidad y la equidad están muy presentes en este nuevo modelo.

Las prácticas impulsan la empleabilidad, definida ésta como la capacidad de progresar profesionalmente, sea como profesional por cuenta propia a través de las diferentes fórmulas de emprendeduría o por cuenta ajena (sea un primer empleo o una mejora profesional) pues permiten, en muchos casos, un primer contacto con el sector o área funcional vinculada a los estudios que quizás fuera mucho más complicado de alcanzar autónomamente para algunos estudiantes debido a su trayectoria personal, edad, dedicación…

Prácticas alineadas a los perfiles competenciales

Las encuestas de incorporación del curso 2018-2019 nos indican que en la gran mayoría de masters universitarios de Economía y Empresa más del 50% de los estudiantes se matricula pensando que esos estudios le permitirán ampliar conocimientos de la actividad profesional actual o aumentar las oportunidades profesionales, siendo el Máster en Prevención de Riesgos Laborales el que puntúa más alto (65,6%)  respecto las expectativas de mejora profesional (lógico teniendo en cuenta que se trata de una profesión regulada). En cambio, el interés personal es el principal motivo para un poco más del 60% de estudiantes del Máster en Responsabilidad Social Corporativa.

En este contexto y teniendo en cuenta además la edad de los estudiantes, las prácticas alcanzan, consecuentemente, diferentes cuotas de interés.  Así pues, y con la excepción de las profesiones reguladas, podríamos afirmar en general que cuanto más bajo es el perfil de edad de los estudiantes más interés despiertan las prácticas. Algunos sectores productivos y muchas empresas, especialmente las de mayor tamaño y multinacionales, utilizan las prácticas como método de preselección de candidatos y muchas veces ofrecen oportunidades laborales a los estudiantes al finalizar éstos sus periodos de prácticas.

Los estudiantes necesitan posiciones de prácticas compatibles con sus  entornos personales (ubicación, movilidad, disponibilidad horaria respecto sus obligaciones profesionales y personales…)  pero sobre todo con sus intereses profesionales (sector productivo diana, tendencia a la especialización  o a la generalización) y alineadas con sus perfiles competenciales (idiomas, experiencia previa…). La diversidad de perfiles dentro de los masters de Economía y Empresa hace que nuestros estudiantes presenten objetivos diferentes y por ello tenemos que ofrecer un catálogo de servicios de acompañamiento dentro y fuera del aula que se adapte y de respuesta a esos perfiles.

Además, queremos más y mejores posiciones de prácticas para que nuestros estudiantes puedan escoger mejor.   

modelo prácticas

Un modelo de prácticas adaptado a los estudiantes y a las empresas

Este modelo, que parte de la exigencia y el rigor académico (son prácticas curriculares), asume también como requerimiento propio el adaptarse y dar respuesta a los ritmos, necesidades e intereses de las organizaciones que potencialmente podrían acoger a nuestros estudiantes. Sólo desde esta sensibilidad hacia el segundo de los actores principales de las prácticas seremos capaces de captar ofertas que calidad que mantengan el necesario equilibrio entre los objetivos de ambas partes. 

Entendemos que, aun planteándose las empresas diferentes objetivos a la hora de acoger un estudiante en prácticas, es nuestra obligación comprobar y garantizar que esos objetivos se puedan alcanzar en un entorno de aprendizaje progresivo y continuado que asegure la dinamización de las competencias vinculadas a la asignatura de prácticas de cada máster. 

Este ambicioso proyecto, que ya da incipientes frutos (mejora de la calidad de las posiciones, alineación de todos los stakeholders, definición clara de roles, racionalización de los procedimientos…), se complementa y alinea con los esfuerzos y recursos de otros grupos organizativos de la UOC que también trabajan por la empleabilidad de nuestros estudiantes: muy especialmente el Servicio de Prácticas y Movilidad y UOC Alumni y esperamos diseñar variantes de prácticas (intra estudios y entre estudios) que nos permitan colaborar con otros  grupos y aprovechar las sinergias que genera este nuevo modelo. 

Un proyecto absolutamente fascinante que os iremos presentando.


*Lourdes Esteban es profesora coordinadora de las asignaturas de prácticas de los Masters de los Estudios de Economía y Empresa de la Universitat Oberta de Catalunya UOC. Además, es experta en el desarrollo de talento y la empleabilidad a través del aprendizaje formal y no formal.

About Economía y Empresa

Estudis d'Economia i Empresa de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC) / Estudios de Economía y Empresa de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC)
Bookmark the permalink.

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *

Aquest lloc utilitza Akismet per reduir el correu brossa. Aprendre com la informació del vostre comentari és processada